Como evitar los celos entre hermanos desde el embarazo

Tener un hermanito o hermanita es duro, muy duro. Especialmente en el caso de los segundos embarazos para el primogénito que verá amenazada su situación de privilegio.

niño celoso

Esta manifestación de celos entre hermanos a la que prestamos atención especialmente a partir del parto es conveniente preveerla intentando, en la medida de lo posible, preparar al nuestro hijo para la llegada del nuevo miembro de la familia.

El segundo embarazo deja de ser algo exclusivo de la madre y el padre y pasa a ser cosa de tres. La primera manifestación de celos que puede tener nuestro hijo es producida por el miedo a la exclusión. El niño siente que deja de ser el centro de atención  y que ese hermano que aun no ha llegado le roba parte del tiempo y cuidados que hasta entonces eran solo para él.

Para evitar en la medida de lo posible los celos entre hermanos conviene hacer entender al niño que la llegada de un hermano no supone una perdida de protagonismo sino que, al contrario, le coloca en una posición de hermano mayor que servirá de ejemplo y guía para el futuro bebé. Es bueno que entienda que tendrá cierta responsabilidad sobre él pero una responsabilidad que al niño le provoque sentimientos de orgullo y le haga sentirse importante.

Celoso

Es adecuado que participe en la medida de lo posible de todo el proceso del embarazo. Contemplar las ecografías junto a sus padres, ayudarles a elegir el nombre del bebé, la decoración de su habitación, etc. son pequeñas acciones que harán que nuestro hijo se sienta importante y participe en todo lo que está ocurriendo a su alrededor, evitando producirle un sentimiento de exclusión y que se desarrollen los celos entre hermanos.

Según es acerque el momento del parto hay que preveer cual será su rutina en esos días que la madre puede permanecer en el hospital. Conviene que sepa dónde y con quién pasará esos días, especialmente en el caso de tener que pernoctar fuera de casa, y asegurarse que pasa el tiempo suficiente con su padre. Debemos intentar que la atención que prestamos a la llegada del nuevo miembro de la familia no nos hace descuidar al primogénito.

bebé y niño

Cuánto más comprometido resulte nuestro hijo en el nuevo acontecimiento familiar más querrá o su hermano/a menor. Aunque cuidado: antes o después surgirán los celos entre hermanos. Nada más normal, lo importante es que no se sienta en ningún momento excluido y aprenda a convivir de forma feliz con el nuevo miembro de la familia.

Terminamos con un video con consejos para tratar los celos entre hermanos

Fotos: Crecerfeliz
Video: EducaKids

Comparte y Disfruta!

    Deja tu Comentario